34. La fábrica de juguetes

Un maravilloso cuento nuevo sobre la fábrica de juguetes más increíble y mágica del mundo…

Había comenzado el otoño. En el exterior del Palacio de Oriente, los vientos azotaban las palmeras y la enorme piscina comenzaba a llenarse de hojas arrastradas de algunos árboles del jardín.

En el gran ventanal del salón real se encontraba absorto Melchor, el mayor de los Reyes Magos. Su gran melena blanca sujetaba una regia corona de oro y rubís y sus ojos azules sonreían mirando al exterior:
(…)

Y colorín colorado, este cuento se ha acabado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *